El asno celoso


Un asno el cual siempre estaba bien alimentado y cuidado por su amo vivía tranquilo y cómodo en su establo cuando no cargaba bultos.

Cierto día entre el granjero con su perrita de compañía, la cual bailaba a su alrededor y saltaba buscando caricias continuamente. El granjero le prestaba su atención con caricias y comida, dejando que se sentara en su regazo cuando se sentaba a observar el trabajo de su mozos.

El asno celoso, comenzó a saltar e intentar levantase sobre sus dos patas para imitar a la perrita. El asno siguió acercandosea al dueño hasta que puso su patas sobre para sentarse en su regazo.

En ese momento los mozos de cuadra corrieron y vapulearon con palos al pobre asno que se dio cuanta que sus toscos movimientos carancen de la gracia de la perrita.

Sepamos apreciar las virtudes de los demás y no nos dejemos influir por los celos siempre malos consejeros.

 
 

2 comentarios: