fabula del pastor y el leon

Un pastor que cuidaba de una manada de bueyes perdió un ternero. Lo buscó, recorriendo los alrededores sin encontrarlo. Entonces prometió al dios Zeus sacrificarle un cabrito si descrubría quien se lo había robado.

Seguidamente al seguir su búsqueda en el bosque y vio a un león comiéndose al ternero. Alzó aterrado las manos al cielo exclamando:
 
-- ¡Oh grandioso Zeus, antes te prometí inmolarte un cabrito si encontraba al ladrón; pero ahora te prometo sacrificar un toro si consigo no caer en las garras del ladrón!


Cuando busques una solución, ten presente que al encontrarla,  puede llegar a ser el siguiente problema.

Si te ha gustado no olvides mostrarlo en Facebook, twitter o google+.

Siguiente: La rana desafiante

1 comentario: